• Icono ca_ES
  • Icono es_ES
20 de septiembre de 2020 club,fishing,port

Limpieza de la escollera de Poniente del Puerto de Garraf

Una vez más, desde el Club Nàutic Garraf, un grupo de voluntarios y voluntarias han hecho trabajos de limpieza en la escollera del Puerto. Pero la acción va más allá de limpiar ya que está vinculada a una campaña continuada de concienciación entre los diferentes grupos que a menudo se encuentran allí.

Desde el Club Nàutic Garraf damos las gracias a todos estos Socios y Socias y residentes del Pueblo de Garraf que nos ayudan a cuidar nuestro entorno

El origen de que la suciedad se acumule en la escollera puede ser diversa. Hay restos que nos llegan traídas por el mar tras un temporal pero otros son sólo basura tiradas voluntariamente por alguien.

Estos restos de todo tipo a menudo nos acaban entrando en el Puerto con las consecuencias indeseables que todos conocemos de restos flotando.

Desde el Club Nàutic Garraf damos las gracias a todos estos Socios y Socias y residentes del Pueblo de Garraf que nos ayudan a cuidar nuestro entorno y, sobre todo, son miembros activos en la divulgación y concienciación de la necesidad inaplazable de cuidar de nuestro planeta que será el planeta de nuestros hijos.

Os compartimos el escrito que el Sr. Salamanca, Socio del Club Nàutic Garraf, nos ha hecho llegar después de la limpieza del pasado domingo 13 de septiembre de 2020

"Las escolleras de nuestros puertos, las grandes olvidadas!

Sí. Estas barreras artificiales que protegen nuestros puertos deportivos o comerciales, y que son habitualmente utilizadas como puntos de pesca con caña, no son gestionadas por los puertos (por hallarse fuera del perímetro portuario), ni tampoco por los ayuntamientos locales. Están bajo la jurisdicción de Ports de la Generalitat.

Esta situación no tendría nada en particular, si no fuera por la lejanía en términos de

vigilancia que esto conlleva.

La utilización de ellas por parte de los pescadores ocasionales, y la falta de control, ha

hecho que se conviertan en verdaderos vertederos de basura.

Por supuesto, los primeros responsables de evitar que suceda lo anterior, son los propios pescadores. Son ellos los causantes de la mayor parte de los residuos inorgánicos que hay en ellas.

El problema es que la mala costumbre de éstos al arrojar las basuras entre las piedras, lo sufrimos todos cuando los temporales azotan las escolleras, lanzando al mar, plásticos, latas, envases, etc.

Nuestro mar, cansado de recibir continuamente los desechos que le arrojamos, nos los

devuelve al interior de las dársenas o a las playas en un vano intento de advertencia.

Creo que el sentido de las escolleras está mal entendido!

Para nosotros es la primera línea de defensa contra el mar. Para el mar, es la primera línea de agresión por parte nuestra."